Selección

Los beneficios de tener un hogar con luminosidad

Luz en el hogar

¿Alguna vez te has preguntado cómo influye la luz en el hogar? ¿Y en tu diario vivir en general? Quizás, si no lo has hecho, es momento de replantearte.

La luz en habitaciones tiene múltiples beneficios. Aparte de eso, ayuda mucho a la hora de pensar en la decoración. Finalmente, para ambientar un espacio hay que tener en cuenta muchos detalles. Entre ellos, las telas que se usan, objetos, lámparas, alfombras y también cortinas y persianas.

La luz que involucran a estos últimos elementos, permite tener claridad, por ejemplo a la hora de elegir los colores que te convienen para desplegar en una pieza. Las paredes también tienen un rol en esto: todo va unido.

“El poder contar con luz natural que ingrese a tu oficina, habitación o cocina, dan una sensación de bienestar. La claridad permite aprovechar el día e influye muy directamente en nuestra energía diaria”, establece Juan Felipe Segura de Flexalum, en donde se dedican a productos relacionados al hogar.

Las sensaciones que transmiten los espacios

Cada estancia de tu vivienda expresa una diferente sensación con respecto a los puntos que hemos mencionado. Todos tenemos un lugar que más nos agrada en la casa, y en muchos casos, precisamente tiene que ver con cómo la luz le envuelve.

Un lugar oscuro puede transmitir letargo, incomodidad, o incluso ser un poco lúgubre – obviamente esto depende de su combinación con los factores de decoración que poseas.

Las lámparas también son importantes en este punto. Si es que no se cuenta con luz natural, ¿cómo reemplazo eso de la mejor manera? Una respuesta es usar muchas luminarias distintas, o también puedes elegir estratégicamente.

Las lámparas de pie suelen dar una iluminación más transversal y que en muchos casos puede ser regulara. Esto permite darle “ambiente” a algunas piezas, como salas de estar o espacios compartidos, incluso el comedor.

Es importante saber conjugar este apoyo decorativo y artificial con el ingreso de luz de manera orgánica. Por ejemplo, con cortinas apropiadas, o persianas que permitan el ingreso de luz sin invadir privacidad e incorporando un nuevo estilo.

Cómo iluminar

La manera en que están visualizados los espacios de nuestro hogar, tiene una influencia en nuestro comportamiento hacia ellos. Por ejemplo, si tienes problemas de vista, un lugar oscuro que no cuente con la luz necesaria es negativo para la salud y desmotivará algunas actividades.

Por lo mismo, debes contar con implementos como lámparas para la iluminación focalizada de la noche, mientras que para el día, aprovechar las ventanas, tragaluz, o todo aquello que permita aprovechar de ahorrar energía.

En este sentido, los modelos de cortinas que son los más efectivos son, por ejemplo, aquellos de cortinas enrollables, que permiten desplegarse según la necesidad de nuestro hogar.

Estudia cada espacio

Según lo que hagas en cada habitación es que podrás ser estratégico en cuanto a cómo desplegar tus opciones.

Para esto, además de lo anterior, tener en mente: la temperatura de la luz ─y cómo sirve para algunos lugares- la decoración y los colores que estás usando en cada espacio.

Sabemos que cocina, o baño tienen otras necesidades a la oficina o la pieza de niños, por ejemplo. Debes pensar en para qué ocupas cada espacio, en qué horario, y con cuanta frecuencia para implementar los consejos anteriores.

Siempre habrán variables que van a cambiar, sin embargo, todas las alternativas están a tu favor para jugar con ellas y poder usar la luz que tanto afecta en nuestro estado de ánimo.

¡A sacarle el mejor provecho y complementar bienestar con decoración y estilo!

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *